Remedios caseros con miel

128103727_0.jpg

La miel de abejas tiene muchas propiedades medicinales. Tiene muchos beneficios nutricionales para la salud y como terapia. Existen infinidad de remedios caseros con miel, algunos muy populares y conocidos, recetas caseras de las abuelas que provienen de hace cientos o miles de años.

Remedio casero para el asma:

Hervir una cebolla pequeña, dos dientes de ajo y medio litro de jalea real durante 30 minutos. Dejar enfriar y agregar la miel en partes iguales.

Remedio casero para el insomnio:

Mezclamos dos cucharadas de vinagre de manzana y otras dos de miel en una taza de agua. Tomar un cuarto o media taza antes de acostarse.

Remedio casero para la tos:

Cubrimos un limón con agua en un recipiente y lo hervimos durante diez minutos o hasta que se ablande la corteza. Retiramos y cortamos por la mitad para extraer el zumo de limón, en un vaso y le agregamos dos cucharadas de miel. Se toma una cucharada cada cuatro horas.

Remedio casero para la resaca:

Mezclar media taza de miel con media taza de zumo de pomelo y hielo picado. Se toma antes de una fiesta, por ejemplo, si se va a tomar alcohol.

Remedio casero para trastornos intestinales y diarrea:

Disolvemos una cucharada grande en una jarra de agua y lo tomamos como bebida diaria. Esto es un buen antiséptico intestinal y funciona bien especialmente en niños.

Baño reparador de la piel:

Diluimos medio kilo de sal, medio de miel y un litro de leche en una tina o bañera grande de agua bien caliente. La inmersión debe durar diez minutos tras lo cual nos duchamos con agua sin jabón.

Mascarilla de miel para la piel maltratada:

Mezclar una cucharadita de miel, una de harina, otra de aceite de oliva y una yema de huevo hasta que quede una consistencia cremosa. Aplicar en la cara y cuello y dejar actuar por 20 minutos. Se quita con agua tibia sin jabón.

Artículos recomendados

Comentarios

1 Comentarios

remedios de piel reseca

Mié, 2010-10-27 13:00