Calcárea carbónica

Imagen de Lesli Hinojosa
Enviado por: Lesli Hinojosa

La calcárea carbónica es la parte que se encuentra justamente en la capa media de la ostra, también la podemos hallar en menor grado y popularidad a partir de piedras calizas; de cualquiera que sea la fuente, se extrae adecuadamente, se muele y se diluye o prepara para su consumo.

Se utiliza grandemente en la medicina homeopática como un método eficaz que combate la descalcificación. Este punto es importante ya que de aquí se derivan la mayor parte de las aplicaciones de este producto, el cual tiene grandes concentraciones de calcio. También sirve para combatir estados de fatiga crónica o anémicos, los cuales llevan a ocasionar desordenes en la piel (acné, eccema, irritaciones,  ulceraciones, entre otros), problemas en todo el sistema óseo (ayuda también a la recuperación en caso de fracturas), dificultad de concentración, problemas en la vista, desordenes hormonales (en el caso de síntomas en la menopausia,  en los periodos menstruales, de parto y otros), etc.

Este remedio se encuentra ya preparado para su consumo, muchas veces en forma de suspensiones, pastillas o tabletas, generalmente esta diluido ya que por sus niveles de concentración se podría causar los efectos contrarios a los deseados (en altas concentraciones se puede ocasionar un debilitamiento en el cuerpo). También hay presentaciones concentradas pero en su instructivo se puede diluir en agua.

Este tratamiento es noble ya que no se registran efectos contrarios en la salud, ya sea en la aplicación o no de otros tratamientos homeopáticos o alópatas, se puede aplicar tanto en bebes niños, mujeres y adultos mayores, siempre se recomienda acudir con un profesional en el área el cual pueda orientar objetivamente sobre las dosis y presentaciones adecuadas.

anterior Contraindicaciones de la cola de caballo siguiente Medicina china tradicional

Artículos recomendados

Comentarios