Medicina Ortomolecular: calcio, potasio, sodio y zinc

156285224.jpg iStockphoto/thinkstock

Hace un tiempo venimos hablando de la “Medicina Ortomelcular”. Como ya les explicamos, se trata de una alternativa a la medicina tradicional que busca lograr una nutrición adecuada al organismo. ¿Cómo? Brindando al cuerpo una concentración óptima de las sustancias que necesita.

Entendido eso, habíamos comenzado a hablar de las sustancias. La idea es comprender cuáles son, su rol y su importancia en el cuerpo humano. Hoy hablaremos del calcio, el potasio, el sodio y el zinc.

Según diariosalud, estos son sus beneficios.

 

Calcio:

El calcio participa en la estructura y desarrollo de los dientes y los huesos. Regula el ritmo cardiaco, alivia el insomnio y nivela el colesterol. La falta de calcio produce deficiencias como la osteoporosis, los calambres musculares y hemorragias.
Potasio:

Junto con el fósforo, el potasio envía oxigeno al cerebro, reduce la presión sanguínea y estimula el movimiento intestinal. Su falta produce las siguientes deficiencias: edemas, dolores en los huesos y las articulaciones, calambres, confusión mental, irritabilidad e hipotensión.
Sodio:

El sodio regula los líquidos en el organismo y el ritmo cardiaco. La carencia de sodio produce fatiga, bajo rendimiento, arritmia cardiaca e irritabilidad.
Zinc:

El zinc ayuda en la formación de insulina, sintetiza proteínas, normaliza la función de la próstata y ayuda a combatir el cáncer. La carencia de zinc produce depresión, alteraciones en los órganos reproductores masculinos y manchas blancas en las uñas.

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.