Remedios para la tos caseros

Imagen de Lucia Vazquez
Enviado por: Lucia Vazquez

La tos está comúnmente asociada con las gripes y resfríos o cualquier otro problema pulmonar, y a pesar de que no es algo grave es muy molesta, y señal de que algo no está funcionando bien. Si prefieres no consumir medicamentos convencionales, puede que te sirva conocer algunos remedios caseros para la tos, como los que te presentamos a continuación.

Tomillo

El tomillo es un tratamiento natural para la tos, las infecciones respiratorias superiores, la bronquitis y la tos ferina. Las hojas contienen flavonoides que alivian la tos relajando los músculos traquel e ileal y reduciendo la inflamación.

La forma más fácil de consumirlo es en las comidas, o también preparando una infusión con dos cucharaditas de hojas machacadas en una taza de agua hirviendo. Se tapa, se deja reposar diez minutos, se cuela y se bebe.

Lino, miel y limón

Si hervimos las semillas de lino en agua conseguiremos un gel que se desplaza bien hasta los bronquios. La miel y el limón actúan como antibióticos y hacen a este sirope bastante más suave.

Si quieres hacer este remedio casero para la tos necesitas hervir dos cucharadas de lino en una taza de agua, añadir tres cucharadas de miel y jugo de limón.

Té de pimienta

Si quieres un remedio casero para la tos con flema, prueba con un té de pimienta. Este remedio tiene como base la medicina tradicional china y la medicina popular inglesa. La pimienta negra estimula la circulación y flujo de la mucosidad, mientras que la miel utilizada para endulzar calma la tos y es un antibiótico natural.

Para preparar debes poner una cucharada de pimienta negra recién molida y dos cucharadas de miel en una taza, completar con agua hirviendo. Dejar reposar 15 minutos, colar y beber.

Limón

Si queremos un alivio rápido de la tos, no hay nada mejor que chupar un limón. Sí, como lo escuchas: un cuarto de limón fresco espolvoreado con pimienta negra y sal, tan solo hay que chuparlo. Puede ser un poco complicado -y claramente asqueroso-, pero sin duda alguna es un remedio casero efectivo.

Leche tibia

Otro remedio para la tos casero y popular es el de beber algo de leche tibia endulzada con algo de miel. Puede que no a muchos les guste, pero es ideal antes de dormir por la noche: tendrás el sueño garantizado.

Almendras

La almendras pueden curar los problemas de los bronquios, entre los que se incluye la tos. Para eso, los ideal es poner dos o tres cucharadas de este fruto seco en una procesadora hasta que quede bien molido y fino, y acompañarlo de un vaso de jugo de naranja.

¿Sabías de la existencia de estos remedios para la tos caseros? ¿Cómo sueles tratar la tos? ¿Prefieres los jarabes convencionales o remedios caseros?

anterior Kurozu: el milagroso vinagre negro japonés siguiente Un remedio casero para combatir las estrías

Artículos recomendados

Comentarios